martes 7 febrero 2023

EmpleoJob | El Portal donde se encuentra la mejor información laboral en España

InicioDerecho LaboralLos comportamientos en la cena de empresa que te pueden costar el...

Los comportamientos en la cena de empresa que te pueden costar el despido

Estos son los principales motivos por los que te pueden despedir en la cena de empresa

En pleno mes de diciembre comienzan las celebraciones de las ya tradicionales cenas de empresas. Momento en el que los trabajadores puedes disfrutar de un rato agradable fuera de la rutina laboral.

El objetivo de estas cenas o comidas no es otra que fomentar la cohesión grupal o lo que es lo mismo, que los compañeros hagan piña.  No es un secreto que fomentar las buenas relaciones en el contexto del trabajo y procurar el bien de los empleados repercute directamente y positivamente en el rendimiento de trabajador.

Sin embargo, estas cenas de navidad suele fluir el alcohol, algo que puede provocar situaciones molestas, pero más aún, incluso el despido. A continuación te vamos a indicar que comportamientos en la cena de empresa puede provocar que seas sancionado o incluso pierdas tu puesto de trabajo.

Principales motivos por los que te pueden despedir durante la cena de navidad de empresa

Dependiendo de las circunstancias y de la gravedad de los hechos, excederse en comentarios, bromas, pesas e incuso, agresiones puede ser motivo de despido o de una sanción. Es más, incluso la grabación de imágenes que ocurre fuera del alcance de la mirada de terceros supone un delito castigado con penas de hasta cuatro años de prisión y multa.

Pelearse o insultar a un compañero

La ingesta de alcohol puede ser el detonante para que comience una discusión entre compañeros que no se llevan especialmente bien. Por eso hay que evitar realizar comentarios desafortunados.

Ligar con un compañero o alto miembro de la empresa

Aunque pueda parecer que esto no debería tener más trascendencia que la personal, todo dependerá si en la empresa hay políticas internas sobre la formalización de relaciones dentro de la misma por trabajadores que compartan centro de trabajo.

Aunque no lo creas, hay empresas que tienen esta «cláusula» para evitar futuros conflictos sentimentales dentro del ambiente laboral.

Difundir fotos y grabaciones de la comida navideña

Vivimos en un mundo digital, donde las redes sociales son el medio donde mostrar nuestra vida, que nos gusta, que hacemos y que bien nos lo pasamos. Publicar tus propias fotos no es nada malo, el problema está cuando publicamos es un evento corporativo y se difunden por las redes materiales de otras personas sin su consentimiento.

Recuerda, que una persona se preste a sacarse una foto, no implica que esté dando su consentimiento para que esta sea publicada en las redes sociales o compartida.  Aun con su consentimiento previo, este es revocable, por lo que la persona que sale en la foto puede pedir una vez subida a las redes sociales que sea eliminada.

Es más, si el acto que se graba es a un trabajador cometiendo actos como agresiones a un compañero, insultos u otras situaciones como que este en estado de embriaguez, la grabación podría desembocar en un despido disciplinario.

La ley de protección civil del derecho al honor, a la intimidad personal y familiar y a la propia imagen protege el derecho a la propia imagen y, por lo tanto, la víctima tendrá derecho a que se reconozca su derecho y también la correspondiente indemnización en aquellos casos en los que un juez considere lesionado ese derecho.

Lo que debes saber sobre las cenas de empresa

No acudir al puesto de trabajo tras la cena

Normalmente, las cenas de navidad suelen celebrarse en fechas en las que al día siguiente los trabajadores no tienen que acudir al trabajo. Aunque no siempre es posible y salvo que la empresa comunique lo contrario, hay que acudir al día siguiente al trabajo.

Ausentarse del puesto de trabajo es motivo de sanción, ya sea con amonestaciones, suspensiones de empleo y sueldo o incluso el despido disciplinario. Aunque para este último caso, debe haberse producido varias sanciones anteriormente, así lo estimó el Tribunal Superior en su sentencia de una trabajadora despedida por faltar 176 veces, pero nunca fue sancionada.

Igualmente, si se acude al trabajo ebrio también será una actitud recrimínale y sancionable.

Las cenas de Navidad son tiempo y lugar de trabajo

Seguramente tras leer estas situaciones que pueden dar lugar a sanciones o despidos durante la cena de empresa de navidad, estés preguntándote de como es posible si es fuera del trabajo y lo que se haga fuera no tiene por qué repercutir.

Pues lo cierto es que las cenas de Navidad se consideran un evento laboral con todas las repercusiones que esto conlleva, aunque se desarrolle fuera de horario laboral de la empresa.  Claro está siempre que la cena de empresa haya sido organizado por la compañía, haya sido invitado toa la plantilla y no falte ninguno de los trabajadores y se organicen discursos por los superiores que doten de oficialidad al evento.

 

 

 

 

 

 

NOTICIAS RELACIONADAS